2006/01/23

Archivos Internos vs. Externos

A quién no le gustaría tener todos sus activos digitales (texto, fotos, videos) archivados en su disco rígido al alcanse de un click, aunque ello no sirva como escusa para mantener copias de seguridad externas. En la mayoría de los casos esto es posible, salvo para algunos dvd que son difíciles de crear una copia de respaldo --es sólo en este último caso que se justifica la inversión en un cambiador de discos ópticos, algunos de ellos con capacidad de 600 discos!

Sin embargo, haciendo los cálculos, es notorio que el precio por gigabyte de datos en un disco rígido es más de cuatro veces más caro que el de un dvd. Un disco rígido IDE nuevo de 160 GB se vende en el mercado uruguayo mínimo u$s 99 + IVA; si dividimos ese precio sin impuestos por 160, nos da un precio por gigabyte de 62 centavos de dólar, que aplicando impuestos rozaría el dólar.

Ahora, aquí se puede conseguir cada dvd virgen BenQ, con capacidad de 4,7 GB a $ 25, o sea casi un dólar. Esto hace que el formato dvd sea más atractivo que un disco rígido para usar como archivo externo, pudiéndonos valer de programas catalogadores de discos para indexar los contenidos de una colección y acceder a la información en forma precisa.

Claro que hay tipos de contenido que se prestan mejor a mantenerlos archivados en forma externa y otros necesitan de la rapidez de un disco rígodo para hacerlos realmente útiles. Por ejemplo, películas e instaladores de programas son más eficientes en un archivo externo, mientras que imágenes, documentos y música puede resultar a menudo engorroso tener que cargarlos en forma externa cuando queremos acceder a ellos lo más rápido posible.